jueves, 29 de mayo de 2014

Crítica: "Besar a un ángel", de Susan Elizabeth Phillips


Diseño: Estudio Ediciones B / S. Vázquez-Figueroa; imágenes: Thinkstock
Portada Ediciones B (mayo 2011)
Una de las mejores de Susan Elizabeth Phillips, ambientada en un entorno tan infrecuente como un circo.

DATOS GENERALES

Título original: Kiss An Angel
Fecha de publicación original en inglés: 1996
Subgénero: contemporánea
Puesto en la lista AAR 2013: 40
Traductoras del inglés en la edición en castellano de Ediciones B, S.A., 2010: María José Losada Rey y Rufina Moreno Ceballos.

SINOPSIS (de la contraportada)

La bonita y superficial Daisy Devreaux debe elegir entre ir a la cárcel o casarse con el misterioso hombre que su padre ha escogido para ella. Las bodas concertadas no se dan en el mundo moderno, ¿cómo ha llegado Daisy a esa insostenible situación?

Alex Markov tan impresionantemente guapo como hosco, no tiene intención de jugar a ser el novio cariñoso de una pequeña cabeza hueca adicta al champán. Dispuesto a domarla a su manera, arrastra a Daisy de su destacado lugar en la alta sociedad a un pequeño circo itinerante.

Pero este hombre sin alma ha tropezado con una mujer que es todo corazón. Antes de que pase mucho tiempo, la pasión los lanzará a las alturas sin red de seguridad…

CRÍTICA

“Besar a un ángel” (en esta respetan el título original en inglés, “Kiss An Angel”) es una novela contemporánea publicada por vez primera en 1996, aunque aquí en España no la conocimos hasta 2010.

Tiene un planteamiento realmente sorprendente para ser una contemporánea del siglo XXI: ¡un matrimonio de conveniencia! Y se ambienta nada menos que en un circo. ¿A que es una historia de lo más rara?

Pues aun así funciona estupendamente. SEP no sólo coloca a sus protagonistas en una situación diferente, consigue hacer una novela apasionante con ello. Ambientar la historia en un circo llama la atención, es inevitable. Como mínimo, por lo insólito. Pero luego lo que consigue atraparte es la recreación completa: los problemas cotidianos, los personajes secundarios inolvidables, las grandes y pequeñas historias de ese mundo cerrado.

Junto a eso, lo mejor es la heroína. Theodosia, Daisy para los amigos, es una muchacha rica que siempre ha conseguido lo que quiere. Se ha metido en un lío y su manipulador padre la fuerza a este matrimonio. Se ve obligada a vivir en un ambiente muy distinto al que está acostumbrada. Y consigue reinventarse. Superar lo que era y convertirse en algo mejor.

Al principio Alex te cae fatal. Es dominante, manduquita, humilla innecesariamente a Daisy, no confía en ella. Es bruto, desagradable y desconsiderado. ¡Ah, y no quiere que se enamore de él bajo ningún concepto! Como si fuera posible... Estaba releyendo la novela y me preguntaba una y otra vez “¿dónde está lo especial? ¡No soporto a este tío! ¿¿Cómo me pudo gustar la historia???”. Y luego de repente, no sé cómo, todo hizo clic y ya no pude parar de leer. Tal vez fue el momento en que Daisy sabe cómo reaccionar frente a una adolescente con sentimientos heridos. Quizás cuando conecta con una gorila o le para los pies a un elefante acosador. No lo sé.

Yo destacaría el hecho de que Daisy es un pez fuera del agua, sin más armas que su valía personal. Y logra salir adelante, aunque la desprecian y la rechazan. Consigue establecer relaciones, cuidar de los animales, y acaba enamorándose de Alex, comprendiéndolo mejor de lo que él se entiende a sí mismo.

Las escenas sensuales están bien dosificadas a lo largo de la historia. Ayudan a comprender mejor la evolución de los personajes. Son originales, sexys y divertidas, como es propio de SEP. Te hace pensar que mientras dos adultos consientan, toda fantasía es admisible y entretenida, porque se trata de pasarlo bien en la cama,… o donde sea. Los momentos eróticos son uno de los puntos que más burlas despiertan en los que no leen romántica. Creen que sólo es cosa de resultar “excitantes”, o que son fáciles. No es así. En absoluto. Punto número uno, se trata de algo muy importante para explicar la relación entre dos personas, hasta el punto de que, cuando leo escenas eróticas en otro tipo de novelas, me doy cuenta de lo pobretonas y rutinarias que resultan, lo poco que dicen sobre los personajes de esa historia. Lo que me lleva al Punto número dos: es tremendamente difícil hacer escenas así que sean distintas, que expresen con fluidez lo que los personajes están sintiendo o pensando, o que muevan la trama un pasito más allá. Hay que ser un escritor muy creativo para hacerlo bien. En este sentido, SEP es una de las autoras que mejor saben escribir este tipo de escenas. “Besar a un ángel” es un ejemplo perfecto.

¿Hay algo que no me guste? Pues sí, algunas cosas. Por eso no me parece una novela redonda. Una: la extraña conexión psíquica con el tigre, uno de los “personajes” con más personalidad de la novela. Otra: se inventan una rocambolesca "ascendencia" para el héroe, por aquello de que es ruso. No sé, podría haber tenido parientes soviéticos corrientes y molientes. Como dije en otro sitio “creo que se le va un poco la olla a la autora”. Al releer la novela para escribir esta crítica, me corrijo: se le va un mucho la olla. Innecesariamente, a mi modo de ver.

Pero, en general, es una novela estupenda, por encima de la media. Fue incluida en la lista de las mejores del siglo XX por The Romance Reader, en el puesto 35. En la encuesta anual AAR obtuvo varias menciones honorables, es decir, no ganó, pero estuvo cerca en las categorías romance favorito del año, romance más divertido, pareja favorita (Alex & Daisy) y en el apartado road o sea de viaje o de carretera. Los Romance Reader Anonymous sí que le dieron un premio: la consideraron la mejor contemporánea del año, y la mejor novela romántica en general. Ha aparecido en todas las listas Top 100 de AAR: puesto n.º 56 en 1998, luego llegó al n.º 21 (su mejor puesto) en 2000, n.º 58 (en 2004), n.º 59 (2007), n.º 43 (2010) y en el Top 100 de 2013 mejoró un poquito: está en el n.º 40. ¡Ah! Y también en España tuvo un premio cuando se tradujo, el Dama 2010 a la mejor novela romántica contemporánea.

Finalmente, una nota sobre la traducción. Esta pareja de traductoras siguen sin convencerme. Creo que aquí he encontrado su invención más original: “Bacalao Cape” (pág. 50). Curiosa denominación que jamás he leído. Tardé unos segundos en darme cuenta de que se estaban refiriendo a ese lugar geográfico que normalmente, en otros libros o en pelis o en los atlas, llaman Cabo Cod o Cape Cod.

Valoración personal: notable, 4

Se la recomendaría (con entusiasmo) a: todas las lectoras de novela romántica, especialmente las que buscan el punto humorístico extravagante. Es una novela muy sólida dentro de su categoría.

Otras críticas de la novela:


En inglés, podemos leer la reseña en RT Book Reviews, así como un mensaje de la autora sobre el libro. Y en All About Romance.



Ficha en la FictionDB.

Otras novelas de la autora en el Desafío AAR:

AAR 18. Susan Elizabeth Phillips – Nobody’s Baby But Mine / Sólo mío (1997)
AAR 19. Susan Elizabeth Phillips – It Had To Be You / Tenías que ser tú (1994)
AAR 21. Susan Elizabeth Phillips – Match Me If You Can / Cázame si puedes (2005)
AAR 49. Susan Elizabeth Phillips – Heaven, Texas / Heaven, Texas (1995)
AAR 52. Susan Elizabeth Phillips – This Heart of Mine / Este corazón mío (2001)
AAR 79. Susan Elizabeth Phillips – Dream A Little Dream / Apenas un sueño (1998)
AAR 97. Susan Elizabeth Phillips – Natural Born Charmer / Nacida para seducir (2007)

Ediciones en España:

-       Besar a un ángel (2010) B de Bolsillo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada