miércoles, 23 de septiembre de 2015

Crítica: "Interlude with Tattoos", de KJ Charles


Un relato corto que además está disponible gratis, ideal para darle una oportunidad a esta estupenda autora. Advertencia: Sólo para mayores de edad.

Leída en mi kindle
 

DATOS GENERALES

Título original: Interlude with Tattoos
Fecha de publicación original en inglés: diciembre 2013
Subgénero: paranormal /victoriana / relato corto

Editorial: Smashwords
Parte de una serie: 1.5 de A Charm of Magpies

NO TRADUCIDA AL ESPAÑOL

CRÍTICA

En los meses de junio y julio me leí por orden las historias de la serie A Charm of Magpies, de KJ Charles. Iré publicando las críticas por orden. Ahora le toca el turno a un relato muy cortito. En su momento estaba gratis tanto en Amazon como en la página web de Smaswords.com. Hoy lo de Amazon no lo sé, porque tiene políticas raras respecto a los libros gratis: en mi experiencia, están un tiempo y desaparecen o bien el autor se ve obligado a poner un precio mínimo. Lo mejor es entrar en la página web de KJ Charles y mirar en la pestaña "Free Reads", que tienen botón para descargar gratis.

Es realmente breve, no sabría calcularlo en papel, porque lo leí en digital pero vamos que no sé si llegó a media hora lo que tardé en leerlo. Es casi como un epílogo al primer libro de la serie, The Magpie Lord, cuya crítica publiqué en agosto. El relato empieza justo el día después del final de ese libro.

El atractivo aristócrata Crane y Stephen, el mago, llegan a Londres; ambos dudan sobre la relación, más que nada porque ninguno parece estar pensando en el largo plazo. Su happy ending del libro anterior hay que tomarlo más bien como del tipo happy for now (o sea, “felices por ahora”).

Se dedican alegremente al sexo un poco exhibicionista. Stephen adopta un papel sumiso, a pesar de que lógicamente él es un mago poderoso y podría acabar con la vida de Crane sólo con mirarlo…

… Algo que el siempre leal Merrick le advierte que puede pasar. Eso de liarse con un hombre que puede matarte si le enfadas no es de lo más recomendable. Y le recuerda que en el pasado ya tuvo razón en cosas parecidas, y no quiere volver a tener que decirle “te lo dije”.

A Crane ni se le había pasado por la cabeza, porque Stephen le gusta y él no ha hecho mal a nadie así que, ¿por qué le va a hacer nada violento? Y bueno, después de todo, se supone que él va a estar en Inglaterra el tiempo imprescindible para arreglar los asuntillos legales y volverá a China después, su paraíso en la Tierra.

Por su parte, Stephen es consciente de que ese será el final más probable de su relación,…


… eso fue ayer, y a kilómetros de aquí. Ahora estaban en Londres, donde muchos ojos mirarían a Crane con admiración y a Stephen con sospecha. Donde el limitado atractivo personal de Stephen sin duda parecería todavía menor. Donde, en cualquier caso, tenía que volver al trabajo.


Y esa es otra, su trabajo: cómo lo que está descubriendo sobre Crane puede afectar al mundo mágico.

Pero, ¡qué porras! Se dice a sí mismo que va a aprovechar lo que tiene mientras pueda. A vivir que son dos días.

El título viene del hecho de que Crane tiene varias urracas, el animal símbolo de su familia, tatuadas por el cuerpo. Cuando estos dos tienen relaciones sexuales, algo muy especial y mágico ocurre: las urracas tatuadas, lo mismo que las pintadas en cuadros o talladas en madera, cobran vida. A partir de este detalle se monta el brevísimo argumento de esta historia que, de verdad, parece que acaba justo cuando no ha hecho sino empezar.

La parte final son ligeros intercambios epistolares (bueno, más que cartas, notitas) que me parecieron divertidos pero que, ¡ay, terminaron muy bruscamente! Y con eso se llega al fin de la historieta.

Verdaderamente, un interludio. Delicioso, eso sí.

Valoración personal: buena, 3

Se la recomendaría a: los seguidores de la serie A Charm of Magpies, y a quienes sientan curiosidad por el estilo de KJ Charles, porque pueden darle una oportunidad con esta historieta que es gratis.

Otras críticas de la novela:

Es una pieza tan pequeñita que dudaba que fuera a encontrar alguna crítica, fuera de Goodreads o Amazon, donde siempre hallas alguna. Pero sí, las hay, por ejemplo en The Blogger Girls, donde descubro que la longitud de la historia son… 14 páginas.

¿Su impresión general? Literalmente, “I Loved It!”

Kisuna Yue Michaelis le da 4 estrellas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada